Expediciones al Gran Norte de la mano del navegante oceánico Albert Bargués

0
4943
Albert Bargués abandona la vela oceánica de competición y lidera el proyecto “Sterna” de turismo “premiun” de navegación activa. (Copyright /ITuriski).

El navegante oceánico barcelonés Albert Bargués se ha embarcado en el proyecto de su vida. No se trata de una competición, un reto o un record a vela. Bargues (1959)  ha decidido poner en practica aquellas reflexiones que plasmó en su libro “Palabras alrededor del mundo”, tras su participación en la primera edición de la Barcelona Word Race  (2007-08) .”… dar la vuelta al mundo sin parar en ningún puerto es, a mi parecer, una forma poco inteligente y poco sociable de viajar. ¿Qué hay, pues, más enriquecedor en cualquier viaje que las llegadas a nuevos lugares cargados de nuevos descubrimientos e inolvidables encuentros?”. Las palabras fueron redactadas después de circunnavegar el planeta  a bordo del “Educación sin Fronteras” y en compañía de la navegante francesa Servane Escoffier. 108 días sin paradas ni escalas que marcaron profundamente a este navegante con más de 150.000 millas marinas.

Desde hacía años rondaba por su cabeza la posibilidad de vivir la vela de otra forma. De poder trasladar sus experiencias, sus vivencias a otras personas que no fueran profesionales. La idea estaba clara, pero le faltaba el barco idóneo. Después de mucho buscar halló el velero ideal amarrado en el puerto de Falmouth. Era el “Alye Parusa” del navegante y aventurero ruso Fedor Konyukhov que desde el año 2009 esperaba comprador. A pesar de que la embarcación presentaba un aspecto de abandono total, Bargués se enamoró a primera vista de este barco por sus grandes posibilidades. Diseñado y construido en el año 2000 para batir records oceánicos en solitario o con tripulación reducida el “Alye Parusa”, de 26 metros de eslora y casco de aluminio, languidecía añorando tiempos mejores. Inicialmente Albert Bargués no pudo cómprarlo por su precio prohibitivo, pero tal fue su interés que a mediados del 2013 su armador se avino a vendérselo.

El "Sterna" es un velero de 26 metros de eslora que admite doce "expedicionarios" al margen de la tripulación. (Copyright /Sterna).
El “Sterna” es un velero de 26 metros de eslora que admite doce “expedicionarios” al margen de la tripulación. (Copyright /Sterna).

Nace Sterna

Así comenzaba una nueva vida para este impresionante velero, ahora llamado “Sterna” en honor a esta ave marina que cría en el Ártico. El nuevo Sterna ha sido totalmente transformado en su interior para poder dar cabida a 4 camarotes con un total de 12 literas, a parte de la zona para la tripulación y los espacios comunes. Tras la puesta a punto, el noviembre pasado el “Sterna” zarpó del Port Forum, su base en Barcelona, para realizar su primera travesía del Atlántico. Había que probar los cambios, familiarizarse con el barco y navegar a fondo antes de ofrecer unos viajes muy exclusivos para un público muy especial. La exclusividad no hay que buscarla en los servicios ofrecidos a bordo sino en el papel que asumen los turistas cuando se embarcan y en la accesibilidad que proporciona la embarcación en sus expediciones al Ártico. La filosofía de Albert Bargués es muy clara, ya que “nosotros consideramos expedicionarios a nuestros clientes. Son personas apasionadas y muy cercanas al deporte, la naturaleza y la aventura, que aceptan el reto de vivir el viaje de una expedición exclusiva, genuina y muy autentica.”      

      La vertiente de turismo “premium”, las expediciones son exclusivas, no es el único objetivo que Bargés se propone con el proyecto “Sterna”. El navegante catalán tiene intención de poder cerrar algún tipo de colaboración con una empresa tecnológica o universidad para trabajar en algún proyecto de investigación. De momento no hay nada en firme, aunque tiene diversos contactos en marcha. La actual coyuntura económica y los severos recortes que han sufrido las universidades en el campo de la investigación no están ayudando a poder plasmar algún trabajo de campo a bordo del “Sterna”. 

La islas Svalbard es uno de los espectaculares paisajes en los que recalara el "Sterna". (Copyright/Jens-Henrik-Nybo-Visitnorway.com)
La islas Svalbard es uno de los espectaculares paisajes en los que recalara el “Sterna”. (Copyright/Jens-Henrik-Nybo-Visitnorway.com)

Expediciones al Gran Norte

Durante los próximos tres veranos (2014-16) el “Sterna’ realizara expediciones al Gran Norte en colaboración con el explorador polar Ramón Larramendi de “Tierras Polares”. El amplio programa más allá del Círculo Polar Ártico está diseñado para conocer desde otro ángulo el archipiélago de las Lofoten, los fiordos de la Laponia noruega, las islas Svalbard e intentar alcanzar los 80ºN, el polo norte de la navegación a vela. Navegar en aguas tan remotas como el mar de Barents o el océano Glaciar Ártico se complementa con actividades en tierra. Senderismo, trekking por glaciares, kayac o avistamiento de ballenas o de la fauna local (focas, morsas, aves, renos y quizá algún oso polar). Una aventura excepcional para conocer uno de los lugares más inaccesibles del hemisferio norte.  El “Sterna”” parte a mediados de mayo de Barcelona con destino a Dublin, primera parada, antes de adentrase en tierras vikingas para realizar las rutas que tiene previstas.

Conocer la fauna ártica es otro de los alicientes de estas rutas a vela tan exclusivas (Copyright-Kristin-Folsland-Olsen-Visitnorway.com)
Conocer la fauna ártica es otro de los alicientes de estas rutas a vela tan exclusivas (Copyright-Kristin-Folsland-Olsen-Visitnorway.com)

LAS RUTAS AL GRAN NORTE

Hacia la Tierra de los Vikingos , Dublín – Tromso.
Lofoten , Archipiélago de las Lofoten.
Isla del Oso , Cabo Norte- Isla del Osos – Svalbard.
Latitud 80 , Svalbard 80 º N – Exploración.
Svalbard , trekking i kayak.
Costa este de Groenlandia , Svalbard – Isla Jan Mayen – Groenlandia – Islandia.
Retorno del Gran Norte, Reykjavik – Barcelona.   

Mas Info: www.sterna.cat/es/

 

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.