El movilnauta, el nuevo objetivo del marketing turístico en el SITC

0
1513
El Salón Internacional del Turismo en Catalunya (SITC) se celebra entre el 4 y el 6 de abril en el Recinto Montjuïc de Fira de Barcelona.(Copyright /SITC)

Hace más de una década que las tecnologías de la información e internet dinamitaron el rol tradicional de las ferias de turismo que servían para acercar tanto el destino a los mismos profesionales del sector (touroperadores, agencias, agentes, periodistas, etc.) como al público general que buscaba información de primera mano. Los últimos datos, según un estudio ‘Vacaciones Conectadas’ realizado en 2013 por Yahoo al que hemos tenido acceso parcialmente, constata el aumento imparable de internet entre la población española a la hora de buscar el destino vacacional. Los datos, que son abrumadores y cada año van en aumento, destacan que “el 72% de los españoles opta por la búsqueda en Internet como la primera fuente de inspiración para decidir el destino al que viajarán en vacaciones”.  Las otras informaciones vienen del  tradicional boca a boca, a través de amigos y familia (55%),  televisión (31%), deberían premiar a programes tipo “Viajeros callejeros, y las clásicas guías de Viajes (20 %).  

Otro dato muy  interesante del informe es el creciente aumento del perfil movilnauta, ya que el “el  78% de los españoles utiliza dispositivos como el ‘smartphone’ y la tablet durante el viaje.”  Estos nuevos usos del teléfono móvil, que sirven para planificar excursiones sobre la marcha, búsqueda de hoteles al día o comprobar valoraciones de usuarios sobre restaurantes en la misma puerta de entrada del local, deben obligar a mejorar el marketing de un destino a través del smarphone. Otro apunte demoledor y que va en este camino; “El 70 % de los viajeros considera determinante mirar las opiniones de portales como, por ejemplo, TripAdvisor”, uno de los más valorados y conocidos. Queda, claro, pues que el futuro pasa por de desarrollar aplicaciones especialmente diseñadas para potenciar informaciones destacadas, recorridos turísticos, venta de productos, actividades culturales, ocio, etc. El mundo de las apps en el sector del turismo no ha hecho más que despegar y tiene un largo recorrido por delante.

EL PROGRAMA ACADÉMICO, UN GANCHO PARA EL PROFESIONAL
En este sentido, el Salón Internacional del Turismo en Catalunya (SITC), que se celebra entre el 4 y el 6 de abril en el Recinto Montjuïc de Fira de Barcelona, no es ajeno a esta nueva tendencia del movilnauta y entre su amplio programa de Jornadas profesionales organiza por primera vez el mTourism, un observatorio de tendencias del consumidor donde empresas turísticas, destinos líderes mundiales y start-ups del ámbito tecnológico analizarán las grandes oportunidades de negocio que se abren con las comunicaciones móviles aplicadas al sector turístico y las múltiples posibilidades que ofrecen al viajero. La jornada -de 17.30 h a 19.30 h- se celebra el viernes 4 de abril, en la Sala Príncipe, del recinto firal barcelonés.

El futuro pasa por de desarrollar aplicaciones especialmente diseñadas para potenciar los destinos y productos turísticos..(Copyright /SITC)
El futuro pasa por de desarrollar aplicaciones especialmente diseñadas para potenciar los destinos y productos turísticos..(Copyright /SITC)

Se agradece el esfuerzo y el cambio de tendencia para potenciar las interesantes jornadas profesionales, que desde hace un par de años ha experimentado el SITC. Este programa académico empieza a diferenciarlo de otros certámenes y se ha convertido en un “gancho” atractivo para que gente del sector decida viajar a Barcelona. El salón barcelonés no puede competir con las grandes ferias genéricas europeas, apoyadas por el aparato del estado, pero contra viento y marea mantiene una feria digna con la estrategia directamente apuntando a la clientela final.

Al SITC  los destinos que vienen lo hacen por rentabilidad y no por representatividad institucional. De ahí, por ejemplo, que Andorra por segundo año consecutivo no esté en el SITC. En su momento, sus responsables de turismo, encabezados por Betim Budzaku, director general de Turismo de Andorra, consideraron que no era  rentable estar presentes en Barcelona. Acertada o no, la presencia del stand del Principado era un clásico en la feria barcelonesa que llega a su vigesimotercera edición. Sus  gadgets de promoción eran de los más buscados. Aún recordamos aquellas bolsas ecológicas que meses después cumplían su “misión” publicitaria recordándonos al País de los Pirineos.

EL PRECIO, EXCESIVO
Por último, sólo criticar el precio de la entrada. 10 euros nos parece excesivo para el público en general, aunque ya sabemos que hay mucha promoción en forma de regalo. Quizá sería mejor eliminar las promociones y bajar considerablemente el precio de la entrada o buscar directamente esponsors para poder hacerlo. Pagar más que por una entrada de cine para entrar a una feria donde buena parte de la actividad del visitante no profesional es recoger información y realizar alguna que otra degustación gastronómica, si no hay las consabidas aglomeraciones, insistimos, es bastante caro. Y como diría el castizo de turno yo por ese precio me voy al menú de debajo de casa y por internet me bajo todos los catálogos de viajes que me interesan.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.