Botadura del “nuevo” One Plane, One Ocean de Didac Costa para la Vendée Globe 2020-2021

El barco, tras siete meses en el dique seco, sufrió la transformación más profunda en sus 20 años de navegación. El equipo de tierra, con el propio navegante catalán a la cabeza, consiguió rebajar 500 kilos de peso.    

0
286
One Plane, One Ocean de Dídac Costa
El diseño nuevo de pintura del One Plane, One Ocean es muy atractivo a la vista. (Copyright/Marc González)

Dídac Costa quiere la versión más racing del viejo Kingfisher (2000) y eliminó los tanques de lastre centrales y de proa, así como las orzas de derivas y sus cajeras.

La botadura del nuevo «One Plane One Ocean», en el astillero de la Fundación para la Navegación Oceánica de Barcelona, fue un acto si pompa, pero cargado de sentimiento e ilusión. El pequeño equipo que arropa al navegante oceánico Dídac Costa disfrutó del momento más agradecido de los últimos siete meses. Fue impagable ver la cara de satisfacción de Dídac Costa. Su sonrisa de oreja a oreja sólo irradiaba felicidad. Su joven equipo de ayudantes, liderado por el curtido Pep Costa en funciones de team manager, también estaba exultante. Se ponía fin al trabajo más ingrato y duro que desde enero llevó a cabo su equipo de incondicionales con la pandemia del coronavirus de por medio.

La botadura del renacido «One Plane, One Ocean» de Didac Costa fue un acto cargado de sentimiento e ilusión.»

One Plane, One Ocean de Didac Costa
Parte del joven equipo que esta colaborando con Dídac Costa en la puesta a punto del One Plane, One Ocean. (Copyright/Marc González)

No hubo políticos en busca de la foto, ni oportunistas. Sin embargo, si estuvieron algunos nombres discretos del sector náutico catalán como Toni Tió, presidente del Barcelona Clúster Nàutic, Javier Valencia, capitán marítimo del Puerto de Barcelona, Pere Alemany, de la Cámara de Comercio y Xosé-Carlos Fernandez, director general en Club Natació Barcelona). No faltaron representantes de Fundación de Navegación Oceánica de Barcelona (FNOB) con Javier Vilallonga, responsable de la Base Oceánica y Carlos Clastre, director de Comunicación, entre otros.

La experiencia de la anterior Vendée Globe, que se disputa cada cuatro años, permite a Dídac Costa tener otra perspectiva. «Es la segunda edición de la vuelta al mundo sin escalas en la que participo. He ido a mejorar en todo lo que hemos podido. Es un barco antiguo, pero permite modificaciones. Se trata de jugar con lo que tienes y por eso hemos hecho esto. Es una apuesta para mejorar respecto a la pasada edición. Nosotros somos optimistas y pensamos que con estos cambios aumentaremos la velocidad del barco «

El veterano velero -20 años- es el conocido Kingfisher con el que la exnavegante Ellen MacArthur quedó en segunda posición en la Vendée Globe 2000-01.

One Plane, One Ocean de Didac Costa
Dídac Costa y el equipo de tierra todavia tienen dos semanas de duro trabajo para dejar a punto el barco para navegar. (Copyright/Turiski)

El refit o puesta a punto del barco, que tiene 20 años, consiguió rebajar alrededor de 500 kilos. Se eliminaron los tanques de lastre centrales y de proa, así como las orzas de derivas y sus respectivas cajeras. Con esta decisión Dídac Costa dejó claro que quiere un barco lo más competitivo posible. «Le hemos rebajado el máximo de peso. Quizás con algunos rumbos no irá bien, pero en otros sí que puedo ganar bastante tiempo «.

Ahora quedan dos intensas semanas de trabajo. Montar todo el aparejo y poner en marcha la electrónica del barco. Dídac Costa estaba muy satisfecho con el trabajo realizado. «Hoy es uno de los días importantes. Tenemos el barco en el agua sin ningun contratiempo y con los trabajos interiores hechos. Ahora hay que ajustar el tema del palo de la mayor, las velas y la maniobra antes de hacer una prueba de navegación. Tras el primer test hay que pensar en las 2.000 millas de navegación para la calificación».

One Plane, One Ocean de Didac Costa
Sólo Dídac Costa sabe las horas que está dedicando para conseguir que el One Planet, One Ocean sea lo más competitivo posible. (Copyright/Turiski)

El 15 de agosto tiene previsto empezar a testar el barco y luego hacer las dos mil millas de navegación impuestas por la organización de la Vendée Globe, antes de empezar la vuelta al mundo en solitario y sin escalas, el 8 de noviembre, en Les Sables d’Olonne. En la edición pasada, Dídac Costa circunnavegó el planeta en 108 días con el “One Plane One Ocean». Ahora su objetivo es bajar de los 100 dias.

Sus cuadernas acumulan cinco vueltas al mundo completas. Algunos datos le otorgan una más y no es erróneo del todo, ya que el patrón Nick Moloney, abandono la Vendee Globe 2004-2005, con el Skandia, cuarto nombre que recibió el Kingfisher.

Todas las Vueltas al Mundo del One Plane One Ocean (1)

Kingfisher
Vendée Globe 2000-2001. Ellen MacArthur.
Educación sin Fronteras
Barcelona World Race 2007-08. Albert Bargués y Servane Escoffier
Fòrum Maritim Català
Barcelona World Race 2010-11. Gerard Marín y Ludovic Aglaor.
One Planet, One Ocean
Barcelona World Race 2014-15. Dídac Costa y Aleix Gelabert.
Vendée Globe 2016-17. Dídac Costa

(1) El One Plane, One Ocean fue botado el año 2000 con el nombre de Kingfisher y fue un diseño de gabinete Owen-Clarke Design concebido para Ellen MacArthur. Posteriormente utilizó los siguientes nombres; Team 888 (2003), Team Cowes (2003), Skandia (2004 y 2005), Safran (2006). El año 2007, el barco fue comprado por la Fundación de Navegación Oceánica de Barcelona. La FNOB mantuvo la propiedad hasta el año 2019, cuando vendió el barco a Dídac Costa. El patrón catalán mantuvo su genérico nombre al no tener patrocinador principal.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.